Poemas, Sin Embargo

Poemas por encargo,
de medias verdades,
caricias sin pasado
ni tantas prioridades.

Poemas por sus manos
caídas sin aguardiente,
sin hoteles de repaso
con tantas fragilidades.

Y un grupito de malos poetas
con tanto destiempo en sus editoriales,
besos dulces fabricados en épocas
en las que fingir importa más que afrontar las verdades;
yo estaba un poco apurado cuando la poesía se subió la falda,
me esperaban las piernas de una mujer con amor de sáfica,
es posible que aquella tarifa de sinceras palabras
me supiera convencer antes que cualquier orgasmo fingido de idiotas erratas.

Poemas por embargo,
sueños que nunca soñaron,
heridas que jamás sangraron
y este tiempo de verso amargo.

Poemas, sin embargo,
desnudistas sin piel,
amor sin dolor en los huesos
que jamás volverá a suceder.

Yo estaba un poco apurado cuando la poesía se subió la falda,
me esperaban los labios de una mujer con amor de mañana…

©®Messieral | messieral.com
Ciudad de Guatemala 18 de mayo de 2,017

De Memoria tu Noche Desnuda

Recolectar las lágrimas frescas de tu amor
en un recipiente de cuerpo astral
para que el cielo decore el frío candor
de la belleza de un ángel que se va;
porque hay celestes más bellos que el sol
y huracanes precisos como un milagro,
noches eternas sin dulce color
entre peldaños de sabor amargo.

Yo me quedo dormido en tus manos de luna
como criatura que, sin consuelo, se aprende de memoria tu noche desnuda
y recorre despacio el secreto perfecto que guarda tu inquieta figura…

©®Messieral|messieral.com
Ciudad de Guatemala 17 de mayo de 2,017

Lo que Dura el Cielo

Cuando a cinco meses
siento los labios secos,
de tintes de antiguos roces
y de sus labios de terciopelo;
encripta mi voz un dejo de angustia
por debajo de la miel de su hiedra;
ojalá que ese último beso
aún durara lo que dura el cielo…

©®Messieral | messieral.com
Ciudad de Guatemala 13 de mayo de 2,017

Sobre las Avenidas de un Porqué

Peones que van y vienen
sobre el tablero de ajedrez
dando la vida por sus reyes,
muertos en vida sin saber…

Abren la boca y hablan,
hablar de otros cuando no están
les resulta tan fácil como respirar.

Pero creen que la sombra del rey
es su sombra también;
porque creen que la sombra del juez
es ley de su mismo papel…

Abren la boca y ladran,
ladrar a otro cuando no están
les resulta tan fácil como aparentar.

Peones que van y vienen
sobre las avenidas de un porqué
que hace de espejo y muestra la inmadurez
de almas en pena que quisieran poder morder.

©®Messieral | messieral.com
Ciudad de Guatemala 13 de mayo de 2,017

Bajo el Aura Menor

Desnuda bailaba bajo el aura menor
y se emborrachaba de notas de amor;
desnuda decía «Te quiero encontrar»
y con sus caricias me invitaba a jugar.

María no era su nombre
y tampoco lo era Raquel;
cansada no estaba,
casada tampoco;
suele suceder…

Pero desnuda su aliento sabía mejor,
sus pies adornaban el nuevo color
que apareció en el cielo
en el mismo instante en el que ella nació.

Mirarla tan fijamente fue difícil,
consumar todo acto de amor tan casual;
lloviznar a su espalda una guerra civil
y adormecer su cuerpo un milagro de la pluralidad.

María no era su nombre
y tampoco lo era Raquel;
cansada no estaba,
casada tampoco
como suele suceder…

Desnuda decía «Te quiero encontrar»
y con sus caricias me invitaba a cantar.

©®MESSIERAL | messieral.com
Ciudad de Guatemala 2 de abril de 2,017

Sed

Quiero volver a tocar tus pies
que estamparon huellas por la tierra
en la que dos vendavales gritaron por cien;
quiero volver a erizar tu piel
que abrazó a los silencios de posguerra
en la que cayeron derrotados mil por diez.

Y aprender, de tus labios, qué es mentira y qué es verdad,
llorar amargo sobre el dulce anestesiado juego de la realidad;
como Caín jugando al bueno ante los ojos de un huracán
que sin mucho sentido le guiaba al principio del final.

Porque una vez más me siento solo
y te pienso en la cercana distancia
que habla sola y muerde el polvo;
polvo que mezclado efervece su dolencia.

Quiero volver a tocar tus sueños
que estamparon huellas por la arena
en la que dos maremotos temblaron por vos;
quiero volver a desnudar tus pies
que heridos de muerte y de letra
supieron venir hasta mi ayer…

Como un cometa,
como un quinqué,
como despierta
el poema sed…

©®Messieral | messieral.com
Ciudad de Guatemala 11 de mayo de 2,017

De Poemas y Cartas

Que sea la poesía
quien encarne mi voz
y abra los secretos
a un día mejor.

Que sean los libros que escribo
mi hermosa perdición,
que cuando me canse de toda salvación
griten cada uno de los nombres que no olvido;
porque no estoy seguro del tiempo
que transcurrirá entre los compromisos y yo,
ni las heridas que aún me provoquen dolor.

Así que, hermosa niña,
aprieta los ojos y guárdame el sol,
comparte serena
el canto primero que nos acercó;
apréndete de memoria el beso que nos conquistó
y brilla preciosa en nombre de los dos.

Porque algún día lloverá
y no estaré aquí para poderte cuidar,
gritarán los arboles al centro de la tempestad
y yo no podré ensordecer tu miedo a la soledad;
pero te amaré desde los confines de mi libertad,
sabré de poemas y cartas al sentir tu verdad.

Que sea la poesía
quien encarne mi amor
y abra los secretos
al luto solemne del adiós…

©®Messieral | messieral.com
Ciudad de Guatemala 9 de mayo de 2,017

¿Por qué es Importante Respaldar tu Información y Todo Contenido Creado para tu Blog y/o Redes Sociales?

La respuesta a la pregunta del título la responderé contando mi caso personal:

Me ha ocurrido algo bastante inesperado e inexplicable; a quienes me escribieron pidiendo detalles de mi ausencia en cuanto a publicar les pude adelantar que sencillamente mi ordenador dejó de reconocer el disco duro de la noche a la mañana.

Luego de un día verdaderamente lleno de ocupaciones y vicisitudes varias, tengo de vuelta mi ordenador con un disco duro nuevo pero mi antigua información, los cuatro meses de trabajo previo; que engloba varios de mis escritos, los proyectos y los videos finales que he subido a mi canal de Youtube, portadas de futuros libros, diseños varios para redes sociales e incluso los diseños que creé para empresas y/o marcas de otras personas; es una total incógnita saber si podré recuperarla.

Sin embargo, trato de tener la mejor actitud frente a esta situación imprevista, pensar en una nueva oportunidad para hacer mejores cosas; quiero recomendarles que siempre tengan respaldos de sus archivos más importantes, no posponerlo porque toda herramienta electrónica puede fallarnos de forma inesperada.

Para conservar segura su información les recomiendo tener toda su información valiosa respaldada, ya sea en discos duros externos o en algún servicio en la nube como por ejemplo mega.nz que nos otorga 50GB de espacio gratuito.

En sí, con esta publicación les anuncio que estoy de vuelta, que vuelven las publicaciones diarias a este messieral.com, a mis redes sociales y desde luego los videos a mi canal de Youtube. Muchas gracias por la atención, por estar siempre, porque a pesar de mi ausencia han seguido visitando la página.

Así que un nuevo comienzo nunca está mal y hay que tomar las cosas con la actitud menos autodestructiva, de lo contrario estamos perdidos. Éxitos y bendiciones a todos y todas.

©®Messieral|messieral.com
Ciudad de Guatemala 9 de mayo de 2,017

Mágica Luz

Quiero aprender a robar el aliento
a cada historia que se cruce en tus dedos
y al infinito enseñar un retrato de ti
sosteniendo mi vida en tus manos al fin;
como un ciclo que no se termina al dormir.

Quiero aprender a erizarte la piel
con el canto mejor que nazca de mi voz
y a las colmenas mostrar tu belleza
como un antídoto contra toda enfermedad;
pues más allá de dolencias siempre te quiero amar.

Está de más decirte que tú
eres motivo de felicidad,
que tu sonrisa me inunda la vida
y la salvación me abraza con caricias;
está de más decirte que tú
eres motivo de tranquilidad,
que tu cuerpo es el litoral
en el que mis miedos van a descansar.

Está de más confesarte que una noche azul
sin saber amar te aprendí a adorar
y la luna se enamoró de tu mágica luz…

Quiero aprender a robar el aliento
a cada historia que se cruce en tus dedos
y al infinito enseñar un retrato de ti
sosteniendo mi vida en tus manos al fin;
como un ciclo que no se termina al morir…

©®Messieral | messieral.com
Ciudad de Guatemala 3 de mayo de 2,017

Sabores

Yo veo como flotan
todos lo sabores de la muerte,
todo es tan artificial,
se ha escapado mi buena suerte.

Y no intento escribir,
yo no quiero decir;
pero aún así nacen los cristales
que conducen las palabras a las sienes.

Empieza a doler tanta poesía,
pues sin amor el alma se enfría;
sigue doliendo la poca literatura
que el presente simula en su partitura.

Y ahora dime en qué idioma están hablando los milagros,
intento comprender y no comprendo uno sólo de sus escenarios.

Yo veo como flotan
todos los sabores de la muerte,
todo es tan artificial,
se ha escapado mi abril de la suerte…

Cámaras portada, insolucionable,
que no habrá privacidad para quien no se salve.

©®Messieral | messieral.com
Ciudad de Guatemala 30 de abril de 2,017

Suave Tentación

Sitio o confín,
ámbar que no acaba,
dulce carmín
y un beso para el alma.

Truco sin magia
en esta canción
que se canta en tardes cabizbajas;
suave tentación,
amuleto con trampa,
como las caricias de tus manos claras.

Si no te olvidé no fue por falta de, mía, voluntad,
es culpa de tu infame ternura que no me deja de hablar…

©®Messieral | messieral.com
Ciudad de Guatemala 29 de abril de 2,017

Toda la Vida

Si volviera a verte,
si volviera a hablarte
sé lo que ocurría;
porque jamás fui inmune a besarte;
si se enterara tu amante,
si conociera tu instante
como conozco tus mares
quizás sabría olvidarte…

Si respondiera tus mensajes
de hace tres meses,
si no me dolieras y no me gustaras
tanto como me gusta pensarte
quizás todo sería más fácil;
si hubiera olvidado tus besos,
si nuestras canciones ya no tuvieran aliento,
si nuestras bocas no hubieran eternizado el momento
todo sería, en consecuencia, un poco menos incierto.

Si volvieras a verme,
si volvieras a hablarme
sé lo que ocurriría;
porque jamás fuiste inmune a coquetearme;
si se enterara tu amante,
si investigaras tu principios y no sólo tus finales,
como investigué tus pechos y tu sed
quizás sabría tratarte…

Si te echara a perder el orgullo, otra vez,
si conquistara tus ganas como ayer
quizás junio volvería, grandioso, a brillar
a la orilla de un lago que sabe muy bien como debe palpitar…

Si el tiempo se pudiera regresar
y en ese instante al volver
aquella canción poderte cantar,
la que dice que toda la vida te voy a esperar…

©®Messieral | messieral.com
Ciudad de Guatemala 26 de abril de 2,017

Una Herida con la Que Me Echo a Reír

Si entonces él hubiera
zurcado con su dedo un poco de cocaína
y dibujado en sus espacios un corazón;
¡Te habría sabido a amor!

Cuando amor late a ti te late el precio,
como cuando estás tan fuera de contexto
al explicarme las razones con las que quieres abrazarme
y pasa otro día, otra muerte, así como duerme otro instante.

Porque tu no estás hecha de piel sensata,
a ti la emoción te hace ver tan pequeña,
la razón hasta tus propios ojos transparenta;
eres de cruda prudencia, una llama
que jamás arde, que jamás está contenta.

Si entonces él hubiera
mezclado heroína con ron
y de esa mezcla te hubiese invitado
a saborear su alma descubierta;
¡Te habría sabido a amor!

Cuando amor late a ti te late el precio,
como cuando vas tan fuera de contexto
al explicarme las provocaciones con las que quieres abrazarme
y ver pasar otro día, otra muerte, así como miras dormir al presente…

Y ya sólo contengo la caricatura
de tus besos cobardes, de su textura,
todo lo demás que viví junto a ti
es tan sólo una herida con la que me echo a reír…

©®Messieral | messieral.com
Ciudad de Guatemala 25 de abril de 2,017

Nueve

El abrazo más largo de toda mi vida
ocurrió hace nueve años atrás
y mientras me olvidaba de escapar
regalaba versos dulces, amor de más de un día;
lluvias al carbón y estrellas sin color
dispuestas a encontrar amor
en el de aquellos brazos necesarios
para reconstruir mis escenarios.

Y fue tal aquel sentimiento
que, aunque todo lo olvido, aún lo recuerdo;
fue tal aquella euforia, tal aquel momento,
que te juro que tampoco olvido esos primeros besos.

A su lado fui inmortal, siempre eterno,
me comporté como jamás y no me arrepiento;
todo azar y todo verbo conjugaba en sus cimientos,
todo amor y toda historia resumía sus comienzos;
no falto noche de luna un dieciocho de diciembre,
ni, hoy, un brindis a la salud de las mejores cosas que se pierden…

Y fue tal aquel amor
que, aunque todo lo olvido, aún le recuerdo;
duerme siempre suavecita en un secreto aposento
en el que abrazados duermen todos los elementos
que han hecho de mí todo esto que aún siento.

A su lado fui inmortal, siempre incierto;
fue tal aquella euforia, tal aquel momento
que te juro que tampoco olvidaré esos últimos besos…

©®Messieral | messieral.com
Ciudad de Guatemala 23 de abril de 2,017