Siete

Siete,
perdóname por no entender tu buena suerte,
por extrañarte y por este invierno que en mi mente
no escampa y probablemente nunca escampará.

Siete,
perdóname por no tener valor de ser mejor,
por haber cambiado sobre el final y no a tiempo
cuando aún eras parte del paisaje que adoré.

Siete,
el tiempo es tan violento y tan duro es extrañar
que hasta la fuerza más digna es capaz de ponerse a llorar.

Si una pequeña y nueva oportunidad
aparece frente a mí, te juro no desperdiciarla,
ni mi vida en cosas vanas, te entregaría mucho más
de lo que mediocremente fui capaz.

Siete,
como tú no hay nadie igual,
como yo, nadie que te extrañe más,
si ves mis lágrimas no trates de secarlas
recuérdame así hasta que nos volvamos a encontrar…

©®Messieral | messieral.com
Ciudad de Guatemala 15 de agosto de 2,018
In Erinnerung an dich

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s