Estacionaria Nocturna

Allí donde el último grito se suele instalar,
en el momento preciso del rito;
donde las sombras no saben nada de callar,
donde se entierra el aullido.

Como un paso en falso, como una avalancha oscura,
como un peso muerto, como nuestra estacionaria nocturna;
así se comete el crimen mejor, así se termina la espera,
así se comete el dulce dolor, así se comienza la guerra.

No estábamos tan solos, era tan sólo una idea,
no estábamos tan rotos, era tan sólo una prueba;
y ahora no sé qué más decir, sin que nada nos venza,
y ahora no sé qué más permitir, sin que nada nos hiera…

©®Messieral | messieral.com
Ciudad de Guatemala 9 de diciembre de 2,018

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s