Te propuse algunas noches y otras veces por la tarde, te conduje y te hice martes, te hilvané entre mis eriales…

Y te quedaste para siempre a habitarme, a sanarme cuando siento que me duele estar vivo hasta tan tarde; te quedaste siendo viernes, un instante, un beso perdurable y una luz al resguardarme.

Autor: Messieral
Título: Una Luz al Resguardarme
Colección: M19 - Sätze 
Todos los Derechos Reservados Messieral & Messieral Studio. Año 2,019. 
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s