Los Fantasmas

Los fantasmas lentamente se desvanecen 
y desvanecen con su partida lo que fue; 
hasta el dolor más incesante y arrogante, 
hasta la forma menos justa de entender. 

Los fantasmas justamente se desvanecen 
y desvanecen con su partida aquel desdén 
que nos dibujaba una sombra al aprender.

Los fantasmas lentamente se desvanecen 
y desvanecen con su partida lo que fue.

¡ACOMPÁÑAME EN TODAS MIS REDES SOCIALES!


Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s