Nuestra Hora más Sagrada

El color indescifrable de la luz,
que aquel año me condujo a tu mirada,
es el precio por pagar sin latitud
a la próxima de nuestras esperanzas.

Ojalá que en su momento la mansa llama
que enardece nuestra hora más sagrada
te dedique solamente el último suspiro de mi alma.

Ojalá que en su momento la clara llama
que enardece nuestra historia consagrada
te dedique solamente el último camino hacia mi jaima…

Messieral Studio, abril 2,021

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s