Blog

Destacado

Mi Muerte y Resurrección Figuradas

Mis periodos de sequía literaria han coincidido a lo largo de mi vida con una sequía espiritual; y no me refiero a nada que tenga que ver con religión o con cuestionamientos existenciales.

Me refiero, más bien, al espíritu invisible de las cosas, de mis actos, de mis ganas; puedo afirmar que cuando me pierdo y no consigo escribir nada, es como si estuviese muerto y poco a poco tuviera que hacerme a la idea de la resurrección; para poder volver a sentirme capaz de crear, de ser, de amar y sentir.

No estuve tan mal en este periodo de muerte figurada, aunque al centro de una pandemia casi todo es desgastante. Lo que quiero decir es que este tiempo me ha servido para resolver asuntos personales que necesitaban colocarse sobre la mesa; además de conseguir distraer mi atención de la rutina diaria de escritor. Incluso conseguí apasionarme con algunos proyectos lejanos a toda clase de literatura.

De hecho hay demasiadas cosas que quiero compartir con ustedes y me estoy preparando para poder hacerlo de la mejor manera posible. Quiero dar un paso a la vez porque, en realidad, siento mi energía y mi pasión renovadas para con este proyecto que tanto me ha dado.

Estoy listo para presenciar la resurrección de este arte que desde hace tantos años me acompaña y quiero agradecerles por siempre estar; porque incluso durante mis periodos de ausencia han seguido leyéndome, escuchando mi podcast y mis composiciones.

Gracias a ustedes que me acompañan siempre será un gusto volver a vivir…

Nueva Guatemala de la Asunción 1 de octubre de 2,020
MESSIERAL



Anuncios

No sé si aún me habita un alma o si sólo queda un espacio abierto a la oscuridad.

Pero es tanto lo que he andado, es tanto lo que duele y tanto lo que mata; que no sé responder de forma amable a la soledad, a esta falta de intensidad…

Y me procuro pecados creativos para generar un poco, tan sólo un poco, de inmunidad.

Nueva Guatemala de la Asunción 14 de noviembre de 2,020
MESSIERAL



Anuncios

Al Monstruo

Ya sé que no es lo mismo
un accidente sanguíneo
que un accidente de amor exquisito;
y que ambos me han sucedido,
que tuve que escapar, que todavía no encuentro mi sitio.

Mis hogares comúnmente son sonidos
y quizás algunos colores que ni yo mismo percibo,
mis hogares arrullan al monstruo que aún siendo niño
precisa las mareas de una calma sin destino.

Ya sé que no es lo mismo
que viví el amor y que aún lo necesito,
que todo lo que vino después no fue infinito,
que todo lo que me queda hoy no es algo mío.

Mis hogares comúnmente son gemidos
y quizás algunos sabores que ni yo mismo distingo,
mis hogares arrullan al monstruo que aún siendo niño
es el que habita todo cuanto escribo…

Nueva Guatemala de la Asunción 14 de noviembre de 2,020
MESSIERAL

Quedan tan pocas almas dispuestas a amar, dispuestas a morir en nombre del amor, del verdadero amor.

Y demasiadas almas dispuestas a perderlo todo por una extraña forma de temor…

Nueva Guatemala de la Asunción 14 de noviembre de 2,020
MESSIERAL



Anuncios

Otra Solitaria Tarde en el Reino

Otra solitaria tarde en el reino,
desde el que esparcí tanto amor y tanto veneno;
con los exactos mismos versos desde que puedo.

Otra solitaria sombra en el infierno,
nada nuevo bajo tierra, en realidad nada nuevo
para ser un sitio tan pequeño.

Otra solitaria tarde de invierno…

Otra solitaria forma de desvelo…

Nueva Guatemala de la Asunción 14 de noviembre de 2,020
MESSIERAL

Sin lo Demás

Sin la velocidad
que se antoja ante esta falta de intensidad,
sin la inmunidad
que se antoja al centro de esta inmensa soledad…

Y sin lo demás,
sin el grito alerta,
sin quien me va a salvar;
y sin lo demás,
sin la gran silueta
del monstruo al que domesticar.

Sin la claridad
en las ganas de sentir la piel del mar,
sin la intimidad
en el cuerpo de un pecado que no puedo alcanzar…

Nueva Guatemala de la Asunción 11 de noviembre de 2,020
MESSIERAL

Las horas en que escribo son las de mayor oscuridad, las del hermoso caos estallando de tanta realidad…

Las horas en que escribo son las de mayor oscuridad, las del glorioso caos subyugando a toda claridad.

Las horas en que escribo son las de mayor intensidad, las del glorioso arte subsanando a toda inmortalidad.

Nueva Guatemala de la Asunción 11 de noviembre de 2,020
MESSIERAL



Anuncios

Por Encima del Abismo

Ir por encima de las cosas,
olvidar lo terrenal;
ya se ha alcanzado lo alcanzable,
ya se ha extinguido todo lo que arde.

Ir por encima de uno mismo,
olvidar lo artificial;
ya se ha conquistado todo lo conquistable,
ya se ha perdido todo en medio de un desastre.

Ir por encima del abismo
aunque no exista cerca un sólo sitio que parezca habitable…

Nueva Guatemala de la Asunción 11 de noviembre de 2,020
MESSIERAL

Intenté no desanimarme, seguir creyendo y querer soñar…

Intenté no fallarme, seguir viviendo y querer estar.

Intenté no confiarme…

Nueva Guatemala de la Asunción 11 de noviembre de 2,020
MESSIERAL



Anuncios

Adherido

No busca redención, sentir culpa
u ofrecer a alguien su perdón,
no busca un mal amor, algo nuevo en su lujuria
o morirse por justa razón…

Tan sólo quedarse adherido
al camino que forja en la ilusión
de una oscuridad que sutilmente contempló.

Tan sólo quedarse adherido
sobre los brazos del humo y del carbón,
como si la marea fuese un ébano que ardió.

No busca solución a su locura
ni sanar la piel del monstruo que habitó,
no busca un peor amor, algo bello en la penumbra,
ni un año bisiesto que ya se le escapó…

Nueva Guatemala de la Asunción 11 de noviembre de 2,020
MESSIERAL

Menguar

Comienza a ir bien
pero algo va a pasar,
te siento en mi piel
y sé que te vas a frenar…

Comienza a ir bien
pero algo sabe mal,
te quiero querer
y sé que no vas a llegar.

Comienza a ir bien
pero algo empieza a sangrar,
no te veo bien,
mi sueño se pierde en tu menguar.

Nueva Guatemala de la Asunción 10 de noviembre de 2,020
MESSIERAL