De Seguir Con Vida

Ya rompí todas las reglas que mi madre tanto temía que rompiera, ya vi todo lo que una familia no espera que uno vea. Por miedo a mostrar todo lo mejor de mí dejé, por el camino, a mis amores más sinceros. Creí durante casi toda mi vida que viviría tan sólo veintiocho años, que son los que ahora tengo; me quedan quince días para saber si tal presentimiento era certero.

Jamás desarrollé la capacidad de perdonar, tampoco la de arrepentirme; perdí a corta edad la inocencia innata de mi alma. A mis muertos les extraño y les recuerdo por los buenos tiempos; a mis amantes porque me ha costado acostumbrarme a estar sólo conmigo.

Ya rompí todos los miedos que mi madre tanto tenía por mí, ya hice tanto daño a quien me lo ha intentado hacer a mí. Ya olvidé tantos detalles de esta vida y de las anteriores que no me satisfacían a mí.

Soy feliz en gran medida porque tengo demasiadas razones para poder seguir, para soñar y anhelar cosas aún más grandes que, de seguir con vida, estoy listo para recibir.

©®Messieral | messieral.com
Ciudad de Guatemala 24 de noviembre de 2,018

New-Web-Messieral
Descubre el Nuevo Sitio Web de Messieral: messieralstudio.com
Anuncios