Para Cuando Despiertes

Para cuando despiertes tienes que entender,
que no son tus adornos
sino tu esencia la que adoro;
que es menester en esta vida
ser uno mismo ante todo sueño que se persiga.

Que hacerte el amor siempre ha sido
una cuestión más allá del aullido
que en tu boca has encerrado, salino,
cuando el epicentro de nuestros labios y sus latidos;
mucho más que el castigo y el inmenso poder blanquecino
que resguardo en las trincheras de tus caminos.

Para cuando despiertes el aroma de tu cuerpo
irá tan impregnado a mi vida y a mi invierno
que no sabrá olvidar tu piel aquel frío
que mi ausencia sabe tatuarte en cada sitio.

Que hacerte el amor siempre ha sido
menos vicio y mucho más de contenido,
una cuestión más allá del alarido
que desprenden tus entrañas al arder por mis motivos…

©®Messieral | messieral.com
Ciudad de Guatemala 10 de agosto de 2,017

Anuncios