El Dulce Nombre del Príncipe de Brent

Donde dos gigantes
imponen su excelsitud,
se recuerda por las noches
al heredero de la magia azul;
tan bien sentía la ilusión
que la razón era solamente maldición.

A sus amantes nunca reveló
ni su nombre, ni su origen;
«Es tan dulce el nombre que yo soy
que podría matarte en un instante»,
«Así que a tus preguntas no habrá respuestas
y las calles pisarás aunque falten aceras».

Pero una vez un hada hermosa de la vida,
a bien o a mal, tuvo la esperanza
de descifrar su nombre real, su origen
y esquivó las trampas de aquel silente príncipe,
sorteó dragones y mil suertes de perdices,
para encontrarlo, pero ni siquiera se acercó.

Le besaba los labios e intentaba
robarle un trocito del alma,
lo único que conseguía era soledad
y sobre aquella soledad un antifaz
que la mantenía a la distancia apropiada
para ver que un cisne falleciera sin proezas temerarias.

A sus amantes, tampoco a ella, reveló
ni su nombre, ni su origen;
«Es tan dulce el nombre que yo soy
que podría matarte en un instante»,
«Así que a tus preguntas no habrá respuestas
y las calles pisarás aunque se desvanezcan mis tristezas…»

©®MESSIERAL | messieral.com
Ciudad de Guatemala 22 de febrero de 2,017

Anuncios

3 thoughts on “El Dulce Nombre del Príncipe de Brent

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s