Monstruoso

Olvidé cada detalle de esa despedida,  
supuse que el futuro brillaría mejor así.  

Olvidé las caricias finales de mis manos sobre tu cuerpo,  
la forma en que vestías y hasta tu última lágrima cautiva.  

Olvidé, no sé si ese fue mi más monstruoso error,  
quedarme con el aroma de tus besos en mi habitación.  

No sé cuándo fue, no sé bien lo que ocurrió  
y, por más que intento, no sé ni quién fui yo. 

MESSIERAL



Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s