Será memorable, como memorable ese reencuentro de nuestros cuerpos con el pecado y la pretensión; como el arrullo de luna tan furtivo y a la vez constelación…

Será memorable, como memorable ese reencuentro de nuestros cuerpos con lo sagrado y la devoción.

Nueva Guatemala de la Asunción 8 de noviembre de 2,020
MESSIERAL



Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s