Hasta el Último Momento

Hasta el último momento
se guardó la esperanza
en una parte del cuerpo
que nadie nunca notaba;
esperó y esperaba
que se lo trajera el viento;
pero hay zonas en las que el tiempo
ya no mece a la confianza…

Y un día una pequeña lágrima
le acarició con furia el sexo,
algo muy dentro lastimaba,
algo muy fuera era silencio.

Hasta el último comienzo
se guardo la última llama
en una parte del cuerpo
que nadie nunca sanaba…

Blog Oficial de Messieral

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s