Sigues

Sigues siendo el ancla
que me impide perder a la deriva
todo sueño y valentía que me conserva.

Sigues siendo la más guapa,
la que más quise y quiero;
aunque ya no me sorprendas,
aunque sé que te olvido
cada vez que cualquiera
es capaz de enredarte en un delirio.

Y no es que sea masoquista
dejando de soñar contigo,
pero aún espero una exclusiva
razón para no huir a ningún otro sitio.

Sigues siendo la dama
más importante sobre el tablero,
sigues siendo la llama
más importante dentro de mi cuerpo.

Pero ya no sueño contigo,
ni con tu abrigo de crepúsculos;
ya no amanezco contigo
robándome los primeros segundos
del día, del llanto o del labio…

Y no es que sea masoquista
dejando de adorar tu instinto,
pero aún espero una exclusiva
nitidez que me otorgue un nuevo principio.

Sigues siendo, sigues estando;
pero yo no, seguí por el frente y pasé de largo.

©®Messieral | messieral.com
Ciudad de Guatemala 14 de enero de 2,018 

Anuncios

Me Aliviaré de Ti

Für dich, liebe Oma.

Me aliviaré de ti
no porque me hayas hecho daño,
sino porque ahora comprendo
que jamás te merecí.

Y ahora que aún puedo,
ahora que aún te pido perdón,
no te demoras en restar importancia,
incluso, al pecado más grande de toda mi vida.

Porque tú eres mi principio
y también mi solución,
cuando la ira me apriete el pecho,
cuando la tempestad inquiete mi nido
buscaré todos aquellos consejos,
tan tuyos, que no siempre supe escuchar,
todos aquellos consejos,
tan tuyos, que de mayor yo sabré aconsejar.

Me aliviaré de ti
no porque me hayas hecho daño;
pero sabrás comprender que dejar de verte
será uno de los golpes más fuertes
que mi corazón habrá de conocer;
y recordarte el amor, entendiendo por amor
todo aquello que en tus ojos tuve la suerte de ver.

Y ahora que aún puedo,
ahora que te digo que te quiero,
enfrentas mi tristeza y me pides ser valiente
por todos los que quedarán atrás con llanto en la frente.

Porque tú eres nuestro principio
y también nuestra solución,
cuando la tristeza nos apriete el cielo,
cuando el huracán arrase nuestro inicio
buscaremos todos aquellos consejos,
tan tuyos, que no siempre supimos escuchar,
todos aquellos consejos
que de mayores sabremos conservar.

Tú me has dicho
que detrás de un tiempo viene otro
y yo sé que esta parte de mi vida a tu lado
siempre será el más hermoso tiempo que recordaré,
el más hermoso tiempo que jamás olvidaré…

©®Messieral | messieral.com
Ciudad de Guatemala 12 de enero de 2,018

Rubí

Rubí descalzo sobre mi constelación,
tiene los bordes sombreados con buena intención
y el mar se postra a sus pies,
el sol le sueña otra vez…

Porque va dibujando despacio
sobre la acera que una vez conquisté
pétalos de muerte que descansan sobre mi dolor;
este dolor tan artístico y tan sombrío,
tan demacrado y tan puro cual don.

Rubí descalzo dentro de mi habitación,
tiene los años desnudos sin mala intención
y mi piel se postra a sus pies,
mi voz le canta otra vez…

Porque va dibujando silente
sobre la cama que con nadie quise compartir
diluvios de vida que despiertan al frágil amor;
este amor tan artístico y tan sombrío,
tan afortunado y tan puro como un Cabernet Sauvignon…

Rubí descalzo dentro de mi insatisfacción,
tiene excitados los labios y tanto temblor,
y la noche se postra a sus pies,
mi luz ilumina sus párpados de mujer.

©®Messieral | messieral.com
Ciudad de Guatemala 11 de enero de 2,018

Nieve

Si aún estuvieras aquí
y si los vuelos no se hubieran suspendido,
yo estaría bien
y este silencio aburrido no existiría.

Si aún estuvieras aquí
no tendrías tanto frío en la piel,
yo no tendría tanto miedo en el alma
y quizás podría recrear mi papel.

Pero estamos tan lejos
y el día trece aún no llega,
no entiendo de vivir sin tus manos
que son artistas de lunas nuevas;
pero estamos tan lejos
y retrasan tu vuelo una semana,
no entiendo de vivir sin tus besos
que son caricias de lunas llenas.

Si aún estuvieras aquí,
si toda aquella fortaleza
de cerveza cada lunes
a la luz de las gotas de arena…

Y si tu cuerpo ardiente
estuviera siendo cubierto
por el mío y no por tanta nieve…

©®Messieral | messieral.com
Ciudad de Guatemala 9 de enero de 2,018

Un Tiempo Mucho Mejor

Sobre la mesa tu peor intención,
arrepentimiento y poca condición;
cóctel de enseres desteñidos por tu depresión;
es muy tarde y no tenemos otra opción.

Se hizo tarde
porque las aceras no tienen memoria,
no para figuras transparentes
que han pecado de no hacer historia;
se hizo tarde
porque los malos besos no tienen memoria,
en su disgusto cada antiguo viernes
guarda la calma y olvida su paranoia.

Sin embargo recuerdo el colegio
como prueba milagrosa del amor,
sabe la memoria de tus labios
que aquello que vivimos fue enternecedor.

Ojalá que el tiempo regresara
a los instantes repletos de felicidad,
por que hubo un tiempo, te lo juro,
un tiempo mucho mejor…

©®Messieral | messieral.com
Ciudad de Guatemala 9 de enero de 2,018

Mi Viaje

Mi viaje empieza
en el último beso que te di
y continua
en cada uno de los anteriores de ese abril.

Y recordé
aquella calle iluminada
en la que la brillantez
la puso tu sonrisa enamorada.

No me olvidé
del sabor de ti,
ni de tus tardes
haciéndome tan feliz.

Perdurarán
en mi memoria un primer beso
y otro más,
como refugios para un mismo sueño;
desearán
mis labios tu grandeza e inocencia
esa que al final
me demuestra que sólo tú comprendiste mi secreto.

Mi viaje empieza
en el último beso que te di
y finaliza
en cada uno de los anteriores, en tu abril.

©®Messieral | messieral.com
Ciudad de Guatemala 9 de enero de 2,018

Princesas

Tienes dos piernas princesas
y un gran amor por la luna llena,
la figura de un sueño desnudo
que siempre me alienta.

En tu centro un instante de paz,
un “no estoy tan contenta”
y en el retrato de tu andar
la precisión de un etcétera.

Me haces dudar
y necesito tiempo
para elegirte por sobre todas las cosas;
para elegirte por sobre todas las rosas.

Te llevo tan dentro de mí
que hasta parece que sonrío con tu boca…

Tienes dos manos princesas
y un amor intenso por la luna nueva,
la figura de un verbo desnudo
que siempre me espera.

En tu centro un oleaje de mar
un “estoy tan contenta”
y en el retrato de tu andar
millones de perlas…

Me haces asegurar
y necesito al viento
para escapar de todo junto a ti, en cada momento,
para escapar de todo junto a ti, lejos del invierno.

Te llevo tan dentro de mí
que hasta parece que escribo con tus letras…

©®Messieral | messieral.com
Ciudad de Guatemala 30 de diciembre de 2,017

Acércate

Tanta vida hay en tu mirada,
tanta amistad que no perdura,
soledad después del intento
por acariciar la compañía de un anhelo;
si quieres saber algo de amor
acércate,
si quieres sanar ese dolor
atrévete…

Porque hay una canción
atrapada en mis labios
que quiere resurgir
para sanar tu alma gris
y quizás la poesía
nunca pueda ser bastante
pero un beso sí…

Acércate
que las fronteras son mentira,
acércate
que la belleza es mi mejor salida.

Tanta vida habita tu mirada
tantos amores de finales rotos,
tanta hermosura hay en tu palabra,
tanto cobijo entre tus brazos solos…

Voy a acariciar
tu alma con los brillos
de una mañana que jamás acaba;
voy a excitar
tus dulces memorias con el filo
de un futuro que reconstruya el alba.

Porque hay una canción
atrapada entre mis labios
que quiere coexistir
con tu recuerdo más feliz
y quizás la poesía
nunca pueda ser bastante
pero un beso sí…

©®Messieral | messieral.com
Ciudad de Guatemala 30 de diciembre de 2,017

Un Poco más a Ti

Cuando estoy perdido
y tan cansado,
cuando no es lo mismo
volver a intentarlo
siempre aparece el rubí
de tu buena esperanza,
siempre me alejas de mí
y de tanta matanza…

Sueño despierto
que el mundo se va pareciendo
cada día un poco más a ti,
sueño despierto
que el cielo se va convirtiendo
cada día un poco más en sonrisa sin fin.

Y quiero grabar en la corteza de un árbol
la formula matemática capaz de devolvernos algo;
para encontrar en tus ojos respuestas y abrazos
como los que necesita un alma hecha pedazos.

Sueño despierto
que el mundo se va pareciendo
cada noche un poco más a ti,
sueño despierto que el cielo se va convirtiendo
cada noche un poco más en tu dulce latir…

©®Messieral | messieral.com
Ciudad de Guatemala 22 de diciembre de 2,017

Sueño Remendado

De todo lo que tengo por decirte
quizás la mayoría ya lo sabes,
no me gusta esa gente que visita
nuevos lugares sólo para tomarse fotografías;
el vino lo prefiero ahora sin cristales,
recordarás muy bien el daño que me hacían.

Voy aprendiendo a aprender de ti
todo aquello que siempre me pedías,
ya no malgasto energías en sexo sin amor,
ya no tanto…

Sigo yendo a caminar
aunque me fallen los años,
sigo recordando que besar
todo el tiempo fue mejor
entre tus labios.

Voy a hacer un marcapasos
con la letra de tus manos,
para volver a ser tu único milagro,
para aceptar perder el cielo sin notarlo;
voy a hacer un nuevo canto
y otra vez será nuestro el mes doceavo;
otro vez tu luz me dirá que sí
y me salvará al huir de aquí.

Sigo yendo a los bares de nuestro amor,
sigo yendo y me juré siempre pasar de largo,
sin ti no sabe igual el invierno en ningún trago;
ni el más allá, ni el más acá me prometen demasiado.

Voy a hacer un sueño remendado
con el recuerdo de tu sencillez y mis pecados,
para entender que lo perdido es más que necesario
pero al volver, cuando lo mereces, vale restaurarlo;
voy a hacer un poema disfrazado
de las palabras que yo te enseñé, de tus orgasmos,
para amanecer cerca de tu mejor presagio
y anochecer el tiempo muerto que te estuve esperando…

©®Messieral | messieral.com
Ciudad de Guatemala 21 de diciembre de 2,017

Tus Verbos Cardinales

Siempre serás
la respuesta a la interrogante
que no me formulé jamás.

Siempre estarás
detenida en el tiempo inconsolable
de nuestro último beso en llamas.

Y aunque es demasiado tarde
sigo abriendo a ti mi vida
cuando tu mano roza mis eriales;
y los convierte en cimas
en las que se despiertan tus mareas
refugiándome en tus verbos cardinales.

Siempre serás
la imborrable memoria
de mi cuerpo al respirar…

©®Messieral | messieral.com
Ciudad de Guatemala 13 de diciembre de 2,017

A Medio Izar

Con mi viaje a medio izar
y sangre seca sobre mis labios
voy abriendo portales al llegar
al principal destino de mis resabios.

Soy tan incandescente
como frío,
tan incomprensible
como intuido.

Pero extraño tanto desnudar tu piel,
contarte cada historia que adoré,
ver la lluvia sobre tu cabello
y sobre mi cama tu cuerpo de cielo.

Con mi alma a media asta
y sangre goteando desde mi cara,
voy cerrando ciclos al marcharme
de los lugares en los que fui tan cobarde.

Soy tan solitario
como mío,
tan acompañado
como tuyo.

Y aunque pasen los años
siempre voy a esperarte,
es tiempo de dejar de mentirnos;
esa sensación que compartiste
sólo conmigo y yo contigo,
se vive y se siente
una sola vez, en un mismo camino…

Soy tan poeta
como tuyo,
tan infiel
como mío;
tan atardecer
como tus manos
y tan noche
como nuestro este escenario.

©®Messieral | messieral.com
Ciudad de Guatemala 21 de diciembre de 2,017

Mi Más Exclusivo Desastre

Por si te lo preguntas
tu canción sigue intacta
en la emisora de mi inconciencia.

Aún se ruboriza la mañana
cuando se me aparecen tus cartas,
cuando nuestra vida soñada
en uno de mis sueños se vuelve verdad.

Por si te lo preguntas
tu última palabra sigue vertebrada
como vertebrada mi duela solitaria.

Aún tiembla mi cama,
cuando la observo como te observaba
desde el umbral de la puerta callada.

He tenido toda la intención de llamarte
de prometerte vida después de la muerte,
de adorarte como ahora que sólo adoro recordarte
y de gritar tu nombre al candor de mi más exclusivo desastre.

©®Messieral | messieral.com
Ciudad de Guatemala 19 de diciembre de 2,017

Nunca me Olvidaré de Ti

Nunca olvidaré
tus maneras de estar
cuando de pequeño
me portaba mal.

Defendiendo mis razones
aunque no tuvieran sana explicación.

Y nunca olvidaré
que te hice mal,
que al final reconocer
que se debe mejorar
no es solución a nada,
pero quererte es algo más.

Por eso ahora cuido de ti
como no me cuido ni a mí;
me arrepiento de no responder,
de no querer saber, de no comprender;
pero me hace feliz saber
que algo bueno puedo hacer
ahora que todavía me puedes ver…

Nadie en el mundo
siente tu dolor,
pero ayudarte a caminar
es algo que siempre voy a atesorar.

Nunca olvidaré,
nunca me olvidaré de ti
y siempre escucharé,
con atención, todo aquello que tú me quieras decir…

©®Messieral | messieral.com
Ciudad de Guatemala 15 de diciembre de 2,017