Último Viaje Sideral

Te miro a los ojos y tu decisión final
ata mis alas, me impide seguir a tu par;
lloverán ríos de nieve sobre el mismo portal
de aquel primer beso, de nuestro último viaje sideral.

Te miro y te siento, el amor nunca deja de estar,
te miro y recorro la herida abierta de mi última voluntad;
lloverán ríos de nieve sobre la misma ciudad
de  aquel primer cielo, del último cuerpo al amar.

Porque sentir es morder el milagro,
no importa si, tarde o temprano, llega el huracán;
porque latir es besar el ingenio
no importa si, tarde o temprano, termina la casualidad.

Te miro a los ojos y tu determinación final
ata mi vuelo, me impide volver a avanzar;
lloverán ríos de desolación sobre el mismo portal
de aquel primer beso, de nuestro último gramo de calamidad.

Porque amarte es morder el milagro,
no importa si, tarde o temprano, te aleja de mí el huracán;
porque latir es besarte el ingenio
no importa si, tarde o temprano, terminas siendo una extraña casualidad…

©®MESSIERAL | messieral.com
Ciudad de Guatemala 28 de febrero de 2,017

Anuncios

Ciudad Celeste

Es tan duro caminar solo
por esta ciudad de gente feliz,
es tan triste saberme el más triste,
entre los tristes que lloran en silencio.

Estar en esta ciudad es la espera eterna,
la sangre que remoja mis nudillos,
los golpes de la desesperación implacable.

Sin poder verte, sin sentir tu abrazo cubriéndome,
te juro que algo dentro mío se desprende,
sufro, camino y callo por esta ciudad celeste
que siente pena por verme andar roto y sin ti.

Me estoy muriendo y no lo sabes,
pero no imploro más al cielo, ya no,
no me siento digno de nada bueno
y estoy solo, sin ti, y sin tu pelo…

© Copyright – Messieral | Luis Eduardo – Poesía
Ciudad de Guatemala 17/12/2015

Muchas gracias por sus ojos,
también les invito a leer estos poemas:
Cincuenta besos, dos amantes y una misma soledad
Elegir(te)
Al pan, pan y albino vino
La Blanca más Morena que Besé
Yo Escribo Para Usted